viernes, 18 de septiembre de 2015

La enseñanza crítica en manos privadas corporativas

De hecho, el Magisterio y el Profesorado salteños 
son considerados inútiles

Por Martín Risso Patrón

«Potenciar el crecimiento de alumnos secundarios en contextos desfavorables a través de una educación de calidad».
[Uno de los objetivos de una organización empresarial privada llamada “Enseñá por Argentina”, en información pública, “El Tribuno” de Salta, edición del 13set15, p. 6]

La Educación salteña gestionada por una Fundación

Según datos obtenidos para este informe, se trataría de la organización internacional Teach for America y Teach for All [aquí llamada “Enseñá x Argentina”]. Al respecto, el parte de prensa oficial del gobierno provincial, informaba el día 29 de setiembre de 2014, lo siguiente: «El Gobierno de la Provincia, a través del Ministerio de Educación, Ciencia y Tecnología, rubricó un convenio de cooperación con la Fundación Enseña por Argentina, a fin de implementar en Salta un programa de liderazgo de transcendencia internacional. De esta manera la organización implementará diversas acciones de formación sobre liderazgo y pedagogía, para que jóvenes profesionales -denominados Pexas- aporten a las comunidades educativas salteñas vivencias relacionadas con la integración social y adquisición de nuevas oportunidades. El equipo de trabajo avanzará en la ejecución del proyecto junto a docentes locales que harán de anfitriones de los profesionales durante el proceso de capacitación, que tendrá como ejes la utilización de nuevas tecnologías y la formulación de proyectos de vida. El programa piloto se aplicará inicialmente con la ayuda de diez profesionales y cinco colegios secundarios de Capital. “El objetivo es extender la iniciativa a un mayor número de escuelas y hacer extensiva la acción al sector privado” informó Raquel Flores, Directora Regional NOA de Enseñá por Argentina. Por su parte el titular de la cartera educativa provincial, Roberto Dib Ashur indicó que la idea es promover el trabajo colaborativo entre docentes y profesionales líderes que estén involucrados en los procesos de enseñanza y aprendizaje, para despertar el talento de alumnos de colegios inmersos en contextos vulnerables. Enseñá por Argentina forma parte de la red mundial Teach for All, en la que participan 35 organizaciones independientes de los 5 continentes con un único objetivo: brindar educación de calidad a todos los niños y adolescentes.»

En su presentación, a organización expresa que hoy, «el 44% e los jóvenes de nuestro país no termina el secundario, lo cual reduce enormemente sus posibilidades de conseguir un trabajo formal o de desarrollarse profesionalmente y continuar con sus estudios superiores. Ser un Profesional de Enseñá por Argentina (PExA) es uno de los caminos para empezar a revertir éste y otros indicadores como la tasa de repitencia, la sobreedad escolar y los bajos resultados en los exámenes internacionales.»

Más adelante, uno delos postulados de esa organización internacional expresa lo siguiente: «En Enseñá por Argentina estamos convencidos de que para poder darle a todos los jóvenes las habilidades y oportunidades para ser capaces de elegir su futuro, es necesario cambiar la realidad educativa actual. Es por eso que necesitamos líderes que conozcan en profundidad el problema y estén dispuestos a asegurar que, en Argentina, el lugar de nacimiento de una persona no determina las oportunidades que va a tener en la vida.»

La nota periodística afirma textualmente que: Raquel Flores, directora regional de Enseñá por Argentina, “le contó a El Tribuno que en lo que va del año [2015] el dato más sobresaliente de los resultados de medición es que «el ciento por ciento de os directores recomienda tener un profesional dentro de la escuela», y agrega que Flores afirma que es una buena sorpresa el hecho de que «el ciento por ciento [de los profesores de las escuelas secundarias seleccionadas para la experiencia] destacó el acompañamiento áulico y el 91% ve a los jóvenes como referentes, líderes y como personas significativas en el proceso de aprendizaje».

En los hechos, la organización capta a jóvenes líderes entre recién egresados de excelencia delas universidades locales, y los pone a trabajar, rentados, por ahora en Colegios secundarios de la ciudad de Salta, considerados de zonas con riesgo social, en donde “los chicos de contextos vulnerables señalan que tienen un desempeño más bajo” aparentemente en lo escolar, según la nota periodística.

Para ello, independizándose de las cuestiones de raíz de la “vulnerabilidad social” categoría ésta que encuentra esa organización internacional privada, se coloca a profesionales de quienes no cuenta más que su excelencia como alumno universitario egresado, y sin identificar profesión alguna, como líderes escolares en el aula, la que en los aspectos funcionales, como la disciplina, la planificación, la organización de la tarea diaria, quedarán sujetos al grupo de profesores del colegio; una especie de Preceptores mejorados, haciendo la absoluta salvedad del respeto de la función de preceptoría, que es también importante.

Se destaca aquí que de toda la información obtenida, y sobre todo aquella que hace referencia a porcentajes, en ninguna parte se menciona fuentes o estudios en que se basan los números. Resulta extraño que la Sra. Flores, representante corporativa en Salta de Teach for America y Teach for All, afirme contundentemente que “el 100% de los directivos escolares quieren insertar personas para liderar con su excelencia” la tarea áulica, mientras los profesores y profesoras se reducen a una tarea de colaboración. No se sabe tampoco muy bien de dónde saca la corporación el dato de que hay un 44% de alumnos que no terminan el secundario en el país, cuando lo que interesa es verificar cual es la realidad en Salta; tampoco son explicados los métodos de consulta para afirmar rotundamente que el 100% de los profesores consultados sobre la experiencia destaquen un acompañamiento áulico en la enseñanza sin contextualizar qué significa esta categoría, y que de los profesores consultados, el 91%  percibe a los jóvenes universitarios egresados con buenas notas, que los acompañan en el aula, como referentes, líderes y como personas significativas en el proceso de aprendizaje. Y hablo de profesores con una media de 15 años de experiencia docente en el aula, con un pico de antigüedad de entre 20 y 25 años.

O sea, y esto es una inferencia de quien suscribe este despacho, dada la información fragmentada que analizara, el propósito más general de esta fundación, es transferir liderazgo a jóvenes venidos a menos socialmente según supuestos no apoyados en estudios científicos. Nada más que por supuestos sin fundamento alguno, al menos entre los expresados en la información aquí tratada. En la información proporcionada por la Sra. Flores, los jóvenes universitarios egresados con buenas notas, son talentosos, por lo tanto, líderes para la enseñanza. Se considera que esas características individuales de los universitarios pesan más que cualquier tipo de formación docente específica.

La apuesta de “Enseñá por Argentina” es que los novatos y talentosos profesionales, a diferencia de nuestros viejos docentes, podrán “liderar la sala de clases”, según un estudio realizado en 2012 por la investigadora Romina De Luca, del Grupo de investigación de educación argentina-CEICS.

En nuestra provincia aún no se han difundido detalles de cómo se llevará adelante la prueba, cómo son los diseños curriculares y actividades, el encuadre laboral y sindical de los profesionales intervinientes, entre otras importantes cuestiones. Lo que sí se les asegura a esos profesionales es que el programa les “permitirá desarrollar habilidades profesionales y personales valoradas por las empresas nacionales e internacionales más reconocidas”. De hecho, en Salta, la información pública sobre el programa siempre fue escueta, y de existir mayores detalles, habrá circulado por los ámbitos técnicos y políticos del GB.

Las dos universidades locales están involucradas como proveedoras de los egresados de excelencia, sin conocerse mayores detalles de cómo se realiza el proceso de selección.

De Luca señala también en su informe: Hay que destacar que la filosofía del programa tiene el principio que el deseo se impone por encima de cualquier límite material. Así las cosas, pareciera ser que el universo se rige a través de la Ley de la Atracción y quienes lo transmiten son los docentes EPA. Porque sólo la correcta motivación conllevaría a que los alumnos aspiraran «a mejores oportunidades, independientemente del lugar donde hayan nacido, la familia y el contexto socioeconómico». Esto significa que no existe ningún argumento científico o técnico de carácter pedagógico para sustentar el programa, como corresponde a los requerimientos de toda acción de gobierno en las ejecuciones de las políticas educativas nacionales y regionales.

Esto tiene su historia

En el país, el programa se instaló desde el año 2011, cuando el ministro del gobierno central Alberto Sileoni [63], descubriera que la Educación no funcionaba en la Argentina, por culpa de los docentes. “La calidad [de la Educación nacional] está mejorando a pesar de que aún no se note en los resultados” afirmaba el ministro, al referirse a los malos resultados que le relataban los datos de resultados educativos que los jóvenes obtuvieron en las distintas pruebas de rendimiento académico internacionales y nacionales PISA y ONE. [Recordar el nefasto “estamos mal pero vamos bien”, que fuera ícono del menemato].

En cuanto a la organización contratada, cuyas primeras acciones se desarrollaron, al parecer, en la Capital Federal y en la provincia de Buenos Aires [ambas jurisdicciones concentran más del 40% de la matrícula educativa del país], iniciaba sus acciones en la década de los 90 en los EE.UU. de Norteamérica; de acuerdo con la difusión del programa, en sus primeros momentos se indicaba que el mismo, en relación con los alumnos de zonas vulnerables tanto como con los jóvenes Pexas, “permitirá desarrollar habilidades profesionales y personales valoradas por las empresas nacionales e internacionales más reconocidas”, agregándoles a estos últimos una capacitación para la docencia de un mes, en vacaciones.

Señala el informe De Luca-SEICS ya mencionado aquí: De hecho, una de las puntas de lanza del proyecto de “reforma educativa” encarado se concentra sobre quienes en la cotidianeidad escolar serían los responsables últimos del proceso de enseñanza-aprendizaje y, por ende, de los buenos o malos resultados: los docentes.

La organización se solventa con los aportes de empresas multinacionales, entre otras: Fundación Loma Negra, Equity Trust, Intel, El octavo ideas, Pegasus, BID, AMCHAN Argentina, Banco Galicia, Main Proccess, Ratagan-Macchiavello y Help Argentina. Como socios, apoyan económica y estratégicamente dicho programa. En la cuenta también se registran a numerosas universidades nacionales tanto privadas como públicas -desde la Universidad de Belgrano y la UCES a la UBA pasando por la UNLu. La red se extiende si contamos las empresas “socias” en los doce países en los que se aplica un proyecto similar. Sólo por mencionar los contribuyentes norteamericanos tenemos a Dell, Fisher, Fundación Bill y Melinda Gates, Fedex, Visa, Symantec, GAP y JP Morgan entre otros. Podemos sospechar que las empresas utilizarán el programa para la selección y generación de un cierto perfil en su fuerza de trabajo. Buena parte de los referentes del programa local ya cumplen servicios específicos para ellas. Entre sus huestes encontramos a quienes realizaron tareas para International Brand Manager Henkel Cosmetics (Mariela Zoppi), desarrollo de Management en sector lácteo de Adecoagro (Rosario Mateo Carrió), Intermon Oxfam de España (Pía Zorraquín), tareas de manager para Shawmut Design and Construction (Hernán Patrich Cohen) por mencionar sólo a algunos [según el informe De Luca].

En ninguna información se conoce quién se hará cargo de los emolumentos de los talentosos, quedando en claro que no son voluntarios, y hay pistas que conducen a afirmar que será el erario provincial.

La docencia

Como colofón, obtenemos: En primer término, la negación de más de un siglo de formación docente coherente, práctica y asentada en valores pedagógicos, arraigadas en el normalismo  sarmientino y el positivismo científico, con una evolución algo errática durante el siglo XX; luego, la intervención extemporánea de corporaciones empresariales en las ¿políticas? Educativas argentinas. Por último, la despótica disposición presupuestaria de la Educación, demasiado carente en insumos, instalaciones y el reconocimiento profesional a la docencia con sueldos dignos, inexistente, por cierto.

Pero hay algo de muchísima importancia que debo destacar aquí: La no consideración del Docente argentino como Profesional, al subyugarlo a “los profesionales jóvenes y talentosos” que tienen todavía pegado en el plumón la cáscara del huevo, sin que esto signifique desvaloración de sus profesiones.

En lugar de formar más y mejor a los profesores y maestros, el Gobierno de turno de Salta les niega capacidad pedagógica al punto de convertirlos en asistentes de jóvenes líderes talentosos destinados a servir en multinacionales, y cuya imagen pueda ser “copiada” por jóvenes vulnerados en sus mínimos derechos por los desastres sociales provocados por la gestión pública Nac&Pop.

Tanto el Profesorado como el Magisterio salteños, con estos antecedentes requieren urgentemente revisar su situación profesional, con la dignidad que corresponde.

Modestamente considero que no es utópico considerar dos cosas: Exigir una eficiente formación superior docente para Profesores y para Maestros, a la vez que considerar como punto crítico a trabajar, la necesidad de organizar el ejercicio de la Profesión en una corporación profesional colegiada que tenga por fines, como las ya existentes para los médicos, los ingenieros y otros grupos profesionales, tres propósitos: 1. Defensa gremial de sus derechos laborales; 2. capacitación científica continua, y 3. Control ético del ejercicio de la Profesión.

Si lo aquí informado no responde a los principios del neoliberalismo, tan denostado por el Régimen, entonces estamos viviendo en la Ínsula Barataria de Sancho Panza.

Edición impresa: Semanario "Nueva Propuesta”

Edición Digital: www.agensur.info

0 comentarios :

Publicar un comentario