lunes, 27 de agosto de 2012

Re-reelección presidencial: Los números del Senado que preocupan al oficialismo

Los números en el Senado no parecen favorecer al
oficialismo para lograr la reforma constitucional.
NacionalesCuando todos suponían que el oficialismo contaba con los números necesarios en el Senado para impulsar una reforma constitucional, Las elecciones legislativas del 2013 no parecen, por el momento, que puedan beneficiar al kirchnerismo para concretar la re-reelección presidencial. Los senadores que le faltan al oficialismo para llegar a los dos tercios.

La sucesión presidencial es, con seguridad, uno de los principales problemas políticos que enfrenta por estos días el kirchnerismo. No se observa, hasta el momento, un dirigente del oficialismo que pueda garantizar la continuidad y, por otro lado, la Constitución prohibe un tercer mandato de Cristina Kirchner. En ese marco, las elecciones legislativas del año próximo serán una parada clave, si es que el Gobierno finalmente decide avanzar con una reforma constitucional, como ya piden algunos gobernadores e intendentes.

En Diputados, el oficialismo tiene un panorama bastante accesible, pues la renovación de la mitad de la cámara corresponde a los legisladores que ingresaron en su peor comicio histórico, el de 2009, cuando el propio Néstor Kirchner perdió en territorio bonaerense con Francisco De Narváez.

El mayor escollo se presentará en el Senado, que renovará el tercio de las bancas que corresponden a la elección del 2007, cuando Cristina Kirchner hizo una excelente elección para acceder a la presidencia. Así, aun obteniendo buenos resultados en 2013, el bloque K podría sumar como mucho dos legisladores a su rebaño.

Para conseguir una reforma constitucional se necesita de dos tercios de ambas cámaras. En el Senado eso implica alcanzar los 48 legisladores. Por el momento, el bloque K que comanda Miguel Ángel Pichetto tiene 33 propios, 5 aliados permanentes (el porteño Cabanchik, el neuquino Lores, los dos fueguinos del ARI y la santafesina Roxana Latorre). También cuenta con un grupo de entre 3 y 5 que, dependiendo del proyecto, acompañan al oficialismo.

Sumando a todos, de máxima el oficialismo cuenta con 43 senadores. Más los dos que podría sumar el año próximo -imaginando un escenario favorable al Gobierno- tendría 45. Quedaría, entonces, a tres bancas de los 48 que necesita para avanzar con la reforma.

A continuación la renovación provincia por provincia:

- Chaco: Renuevan Fabio Darío Biancalini (Frente Justicialista Chaco Merece Más), Elena Corregido (Frente Justicialista Chaco Merece Más) y Roy Abelardo Nikisch (UCR). En las últimas elecciones, Capitanich y Cristina ganaron con comodidad. Lo lógico sería que retengan las dos bancas. Todo queda igual en esta provincia.

- Ciudad de Buenos Aires: dejan sus bancas Daniel Filmus (FPV), Samuel Cabanchik (Coalición Cívica, pero aliado al kirchnerismo) y María Eugenia Estenssoro (Coalición Cívica). La Casa Rosada no logra hacer pie en la Ciudad. De dos, podrían pasar a uno -en caso de obtener el segundo lugar- o incluso a no tener ninguno, si Pino y FAP le arrebatan ese lugar al oficialismo.

- Entre Ríos: abandonan su lugar Elsa Ruíz Díaz (FPV), Pedro Guastavino (FPV) y Arturo Vera (UCR). Cristina tuvo el 56,33% y Uribarri el 57% el año pasado. Mantendrían dos senadores. No habría cambios.

- Neuquén: Terminan los mandatos de Horacio Lores (Movimiento Popular Neuquino, aliado al Gobierno), Nanci Parrilli (FPV) y Marcelo Fuentes (FPV). Tiene tres, y es probable suponer que los mantendrá, siempre manteniendo su alianza con Jorge Sapag.

- Río Negro: renuevan Pablo Verani (era radical K, después del conflcto del campo volvió a la UCR), Miguel Pichetto (FPV) y María José Bongiorno (FPV). Tiene dos, podrían tener tres, dependiendo de la definición en la puja de Weretilnek y Pichetto. Si van por separado, la Casa Rosada lo podría aprovechar sumando por ambas listas. Así, ganaría una banca.

- Santiago del Estero: Emilio Rached (Frente Cívico), Ada Rosa Iturrez de Cappellini (Frente Cívico) y Ana María Corradi de Beltran (Movimiento Santiago Viable). Después del conflicto con el campo, Cappellini no votó siempre con el oficialismo. Fue otra de los que volvieron con los radicales. Ahora habría dos para el oficialismo, uno para la oposición. Ganarían uno.

- Salta: Sonia Escudero (PJ opositor), Juan Carlos Romero (PJ opositor) y Pérez Alsina (oficialista por el Partido Renovador de Urtubey). De uno, podrían pasar a tener dos.

- Tierra del Fuego: Osvaldo López (ARI, aliado K), María Rosa Díaz (ARI, aliada K) y Mario Jorge Colazo (Unidad Federalista). Tiene los tres, mantendrían los tres.

Informe: LPO

0 comentarios :

Publicar un comentario