domingo, 17 de enero de 2016

Bossio y Gioja quieren romper el bloque peronista

En sintonía con Juan Manuel Urtubey, buscan recrear el PJ 
y abrirle el juego a Sergio Massa.

Gioja, Bossio, Uñac y Mazzón avanzan en la ruptura del
bloque peronista en línea con Juan Manuel Urtubey.
Nacionales - Diego Bossio fue a San Juan para sumar a José Luis Gioja a la cruzada de un sector del peronismo que busca despegarse de Cristina Kirchner y abrirle el juego a Sergio Massa.

El jueves por la noche, el ex titular de Anses viajó a San Juan para reunirse con el ahora diputado y ex gobernador de esa provincia. De la reunión también participaron el actual mandatario sanjuanino, Sergio Uñac y el Director Ejecutivo del Instituto Gestar, Mauricio Mazzón.

Luego del encuentro, los dirigentes expresaron que buscan “una alternativa superadora se construye con un peronismo unido y renovado”. La idea de renovación no es inocente: esa palabra comenzó a repetirse luego del primer asado con el líder del Frente Renovador en La Herradura de Pinamar.

Estos dirigentes junto al salteño Juan Manuel Urtubey quieren construir el "peronismo del siglo 21" para ser los interlocutores del PJ con el gobierno de Mauricio Macri. Los cordobeses José Manuel de la Sota y José Schiaretti ya anunciaron que participarán del segundo asado de este grupo en Carlos Paz.

La búsqueda de ese rol de interlocutor no es meramente discursiva: Bossio, Mazzón y Urtubey quieren llevar a la acción el cisma del peronismo y crear en el Congreso un bloque que deje de llamarse Frente para la Victoria. Ya se habla de un bloque del PJ que para arrancar tendría al menos 22 bancas.

Ese nuevo bloque, junto a los diputados de Massa, le aseguraría al PRO -que festeja la ruptura- una vía de gobernabilidad, puesto que podría avanzar en proyectos de ley sin depender del kirchnerismo.

De este modo, Bossio y Gioja, que no llegó a la jefatura de bloque por pedido de Cristina Kirchner, le asestarían un duro golpe a la ex presidenta. Es que sus diputados podrían dejar de ser la primera minoría y eso le quitaría la capacidad de negociar con el PRO a cambio de recursos y especialmente, de protección judicial.

Eso es lo que le está sucediendo en la Legislatura bonaerense, donde el camporista José Ottavis no pudo contener a su propio bloque en la votación del presupuesto y el endeudamiento pedido por María Eugenia Vidal. Así como la gobernadora ya no necesitaría hablar con Ottavis, Cristina teme que Macri ya no la necesite en el Congreso.

Informe: LPO

0 comentarios :

Publicar un comentario