miércoles, 22 de diciembre de 2021

«LA REFORMA CONSTITUCIONAL PROFUNDIZA PRINCIPIOS ESENCIALES DE LA DEMOCRACIA Y LA REPÚBLICA»

Gustavo Sáenz juró la nueva Constitución y 
respondió a críticas por no incluirse cláusulas transitorias 
que aclaren el final y comienzo de los nuevos mandatos

 El gobernador Gustavo Sáenz al prestar juramento por la nueva Constitución
de Salta. (Foto/Prensa Gobernación)

Salta
- «Nos comprometimos en campaña en que íbamos a limitar los mandatos eternos. Se dijeron muchísimas cosas: con los jueces de Corte, con los jueces inferiores, con la Auditoría, con los legisladores y hasta con este mismo gobernador. La palabra es más importante que una cláusula transitoria».

Así, de este modo, finalizó su discurso el gobernador Gustavo Sáenz, tras prestar juramento por la nueva Constitución de la Provincia, respondiendo a los cuestionamientos y críticas recibidas por no haberse incluido cláusulas transitorias que establezcan, con claridad, si el actual mandato del Ejecutivo, será considerado primero, con lo cual, podría ser reelecto desde el 2023 al 2027, únicamente. Al no establecerse esa cláusula, otra lectura de la carta constitucional es que el primer mandato recién sería considerado a partir del 2023, con lo cual, en caso de ser reelecto, Sáenz podría quedarse doce años en el poder, algo que siempre se cuestionó, tanto política como socialmente.

El acto de juramento, se cumplió este miércoles a la tarde, tras la ceremonia de clausura de la Convención Constituyente que fue la encargada de las reformas a la Constitución local.

Además del Gobernador, prestaron juramento el vicegobernador, Antonio Marocco; el presidente de la Cámara de Diputados, Esteban Amat; la presidenta de la Corte de Justicia, Teresa Ovejero; la titular del Colegio de Gobierno del Ministerio Público, Mirta Lapad; el auditor General, Gustavo Ferraris, y los miembros de la Convención Constituyente.

En su discurso, el mandatario salteño expresó que «la reforma de nuestra Constitución provincial implica un enorme salto de calidad para nuestras instituciones, pues los cambios introducidos van a profundizar un principio esencial de la democracia y de la República como lo son la alternancia y los límites temporales de los mandatos en todos los poderes del Estado».

Al finalizar, Sáenz dijo que «se dijeron muchísimas cosas: con los jueces de Corte, con los jueces inferiores, con la Auditoría, con los legisladores y hasta con este mismo gobernador. La palabra es más importante que una cláusula transitoria».

Agregó que «luego de un enriquecedor proceso de trabajo de la Constitución Constituyente que culminó de manera ejemplar con la sanción de la misma por unanimidad, hoy me toca venir como Gobernador para prestar juramento a esta nueva Constitución, lo que me llena de satisfacción y orgullo».

Dijo que «se abre un nuevo tiempo para la provincia marcado por la plena vigencia de los valores de la República, un tiempo que pone a Salta en la vanguardia de todas las constituciones provinciales en cuanto a la justicia, a los órganos de control y al régimen municipal» insistiendo en que está orgulloso de haber impulsado estos cambios «para evitar que haya quienes se quieran eternizar en el poder, ellos y sus familias».

Al calificar este día como “histórico”, Sáenz destacó que al haber impulsado la reforma lo hizo pensando solo en los salteños “sin especulaciones ni beneficios para ningún dirigente o para un sector en particular”.

Por último agradeció a cada uno de los sesenta convencionales, en tanto “cada uno imprimió su impronta y lo hizo con responsabilidad, compromiso y respeto”.

Principales aspectos de las reformas

Artículo 95, primer párrafo. Las Diputadas y los Diputados duran cuatro años en sus funciones y pueden ser reelegidas o reelegidos por un solo período consecutivo. Si han sido reelectos no pueden ser elegidos, sino con el intervalo de un periodo. La Cámara se constituye por sí misma y se renueva por mitad cada dos años.

Artículo 103, primer párrafo. Las Senadoras y los Senadores duran cuatro años en sus funciones y pueden ser reelegidas o reelegidos por un solo período consecutivo. Si han sido reelectos no pueden ser elegidos, sino con el intervalo de un período. La Cámara se constituye por sí misma y se renueva por mitad cada dos años.

Artículo 111 Sesiones Ordinarias. Las Cámaras abren sus sesiones ordinarias por sí mismas el 1º de marzo de cada año y las cierran el 31 de diciembre. Funcionan en la Capital pero pueden hacerlo por causas graves o de interés público en otro sitio del territorio de la Provincia, previa resolución de ambas Cámaras. Las sesiones ordinarias pueden prorrogarse por resoluciones concordes de ambas Cámaras, adoptadas antes de fenecer el período.

Artículo 140, párrafo 4°. Duran cuatro años en el ejercicio de sus funciones y pueden ser reelegidos o sucederse recíprocamente en los citados cargos por un solo período consecutivo. Si han sido reelectos o se han sucedido recíprocamente, no pueden ser elegidos para ninguno de ambos cargos, sino con el intervalo de un período. No pueden ser elegidos, por un período inmediato al cese del cargo de la Gobernadora o Gobernador y de la Vicegobernadora o el Vicegobernador, sus parientes hasta el segundo grado, su cónyuge o con quien tenga unión convivencial.

Artículo 144, inciso 6). Informa a las Cámaras reunidas en Asamblea Legislativa, el 1° de marzo de cada año, sobre el estado general de la Provincia.

Artículo 156, párrafo 1°. Las Juezas y los Jueces de la Corte de Justicia de Salta son nombrados por el Poder Ejecutivo, previo procedimiento participativo de la ciudadanía establecido por Ley, con acuerdo del Senado prestado en sesión pública. Duran diez años en sus funciones, no pudiendo ser nombrados nuevamente.

Artículo 156, párrafo 3°. Las Magistradas y los Magistrados Inferiores del Poder Judicial cesan en el cargo, indefectiblemente, al obtener la jubilación o el día en que cumplan los 70 años de edad, lo que ocurra primero.

Artículo 169, Punto III, párrafo 7°. Está conformada por cinco miembros, procurando su integración con criterio federal. Deben tener al menos treinta años de edad y diez años en el ejercicio de la profesión, título universitario en ciencias económicas, abogacía u otros graduados con especialización en administración financiera, control o auditoría. Son seleccionados por una Comisión de Auditoría de la Cámara de Diputados integrada por siete miembros, de los cuales cuatro deben pertenecer a los partidos políticos o frentes electorales de la oposición. La selección debe ponerse en conocimiento del plenario de la Cámara de Diputados. Son designados previa audiencia pública por la Cámara de Senadores en sesión pública. Duran ocho años en sus funciones no pudiendo ser designados nuevamente. Tienen las mismas incompatibilidades, gozan de las mismas inmunidades que las juezas y los jueces, y son removidos por las mismas causas que éstos mediante Juicio Político.

Artículo 170, párrafo 2°. Para constituir un nuevo Municipio se requiere una población permanente de tres mil habitantes y acreditar la sustentabilidad social, ambiental y económica de manera que garantice su desarrollo. Por razones de geopolítica, históricas o de área de frontera, se pueden constituir nuevos municipios con una cantidad menor de habitantes. Para todos los casos se requiere una ley a tal efecto. Los Municipios existentes a la fecha de sanción de esta Constitución continúan revistiendo el carácter de tales.

Artículo 171, inciso 2). Un Concejo Deliberante, cuya integración se establece sobre la siguiente base poblacional:

Hasta 5.000 habitantes 3 concejalas o concejales;

De 5.001 a 15.000 habitantes 5 concejalas o concejales;

De 15.001 a 30.000 habitantes 7 concejalas o concejales;

De 30.001 a 50.000 habitantes 9 concejalas o concejales;

De 50.001 en adelante 11 concejalas o concejales, más uno por cada 40.000 habitantes o fracción no inferior a 20.000 habitantes. La composición de los Concejos Deliberantes no puede exceder de veintiún miembros.

Artículo 172: CONDICIONES DE ELEGIBILIDAD. DURACIÓN. Para ser Concejala o Concejal se requiere:

1) Ser argentino nativo o naturalizado con cuatro años de ejercicio de la ciudadanía y estar inscripto en el registro cívico nacional o provincial.

2) Ser mayor de edad.

3) Ser vecino del Municipio con una residencia inmediata anterior de cuatro años o nativo del mismo.

Para ser Intendenta o Intendente se debe tener veinticinco años de edad como mínimo, ser nativa o nativo del Municipio o tener cuatro años de residencia inmediata anterior en él y las demás condiciones para ser Concejala o Concejal.

La Intendenta o el Intendente dura cuatro años en sus funciones y puede ser reelegido por un solo período consecutivo. Si ha sido reelecto no puede ser elegido, sino con el intervalo de un período. No pueden ser elegidos por un período inmediato al cese del cargo de Intendenta o Intendente sus parientes hasta el segundo grado, su cónyuge o con quien tenga unión convivencial.

La Concejala o el Concejal dura cuatro años en sus funciones y puede ser reelegido por un solo período consecutivo. Si ha sido reelecto no puede ser elegido, sino con el intervalo de un período.

Los Concejos Deliberantes que cuenten con al menos siete concejales se renuevan por mitades cada dos años; los que cuenten con menor número se renuevan en su totalidad conjuntamente con la elección de la Intendenta o del Intendente.

Informe: Agensur.info

0 comentarios :

Publicar un comentario