martes, 11 de agosto de 2020

La pandemia dejaría al 50% de los argentinos en la pobreza en 2020

En el Gobierno estiman que el flagelo ya alcanzó al 40% de la población del país. Unicef, la UCA y consultoras privadas arrojan previsiones estremecedoras para lo que viene.

Por Javier Álvarez

La pandemia de Covid-19 avanza sobre la economía del país generando estragos sociales, a partir de su impacto en el eje de la condición de vida que pueden desarrollar las familias: los ingresos.

A los argentinos esta crisis los encontró muy golpeados. La generación de riqueza y empleo venía maltrecha desde que empezó la recesión, en abril de 2018. Desde entonces, el empobrecimiento nunca dejó de expandirse.

La caída del poder adquisitivo está directamente relacionada con la inflación. Y si la cuenta se hace en dólares, el resultado es angustiante. El sueldo privado promedio en la Argentina fue de 57.058 pesos en mayo pasado, es decir por debajo de 700 dólares al cambio oficial más el impuesto País.

Y en los meses subsiguientes, por el estancamiento de las paritarias, todo fue empeorando. A ese punto se llegó después de que el salario promedio fuera de 1.133 dólares en marzo de 2016; 983 en 2011; y 494, en 2006.

Si se compara sólo salarios contra costo de vida, desde 2007 (cuando la inflación inició su recorrido) hasta 2019, los ingresos de las familias le ganaron a los precios en seis años y perdieron (por paliza) en los otros siete.

La peor pérdida se concentró en 2018 y 2019, con las inflaciones más altas en 30 años. Así surge del análisis realizado con números oficiales y alternativos (UBA y consultoras privadas) dada la destrucción de las estadísticas públicas que se produjo en el segundo gobierno de Cristina Fernández.

Lo que ocurrió con el empleo privado también es alarmante. Desde 2011 hasta abril último, hay 473.856 empleos menos. Y la población crece al 1% anual.

Con esos datos, la pobreza escaló hasta el 35,5% en 2019, según el Indec, y durante la gestión macrista también se incrementó la desigualdad: el Índice de Gini –en la desigualdad en la distribución del ingreso, cuanto más se acerca a 1 peor es la situación– pasó de 0,407 a 0,439. Y la brecha entre los que menores y mayores ingresos tienen saltó de 19 a 21 veces.

Una de las diferencias que incide en los indicadores es que Cristina gobernó sus dos mandatos con los precios regulados congelados en gran parte del país (a expensas de subsidios y déficit) y Macri descongeló casi todo.

Pero a mediados de marzo, la tragedia social de la Argentina –un país que tiene 40 por ciento de su economía no registrada– comenzó a agudizarse por el Covid-19. Un estudio del Observatorio de la Deuda Social de la Universidad Católica Argentina (UCA) indica que por el impacto de la cuarentena, el 38,8% de los hogares del Amba perdió hasta el 50% de sus ingresos.

“La pobreza está rondando el 40%”, señaló el presidente Alberto Fernández a fines de julio ante el Consejo de las Américas. En el Gabinete hablan de previsiones de entre “45% y 50%”.

Martín Lousteau, economista y senador de Juntos por Cambio, es lapidario. En una de las últimas sesiones opinó que toda la dirigencia política debería pedir disculpas porque en 2019 hubo siete veces más pobreza que en 1974 y el doble de desigualdad. “En los últimos 34 años la pobreza nunca estuvo por debajo del 20%”, lamentó.

Para el Observatorio de la UCA, que hace una medición multidimensional, la pobreza ya está en el 45% y va en alza. Agustín Salvia, su director, advierte que si bien “los precios no han estallado”, la caída de los ingresos en los hogares “fue muy brusca”.

El estudio Orlando Ferreres & Asociados tiene sus propias estimaciones: proyecta que la pobreza llegará al 50% en 2020. Según Ferreres, esto ocurrirá por el aumento del desempleo, la baja de salarios y el incremento de la informalidad laboral

Unicef, en tanto, estimó recientemente que este año, 1,3 millones de menores de 18 años caerán por debajo de la línea de la pobreza. Por ello, esa población en riesgo pasará a 8,3 millones de personas.

© La Voz

0 comentarios :

Publicar un comentario