martes, 9 de julio de 2019

«NO HAY MARCHA ATRÁS CUANDO SE DECIDEN VALORES INNEGOCIABLES»

El presidente Macri encabezó los actos oficiales por el 
Día de la Independencia en Tucumán y en Buenos Aires.

El presidente Mauricio Macri encabezó los actos centrales por el Día de la
Independencia llevados a cabo en Tucumán. (Foto/Presidencia)
Tucumán - En un día que comenzó con sus condolencias por la muerte del exmandatario Fernando de la Rúa, el presidente Mauricio Macri encabezó este martes a la mañana el acto oficial por el Día de la Independencia en Tucumán junto a su candidato a vicepresidente, el senador peronista Miguel Pichetto.

Macri fue recibido por el gobernador de Tucumán, el peronista Juan Manzur, y se dirigieron al acto central de la jornada en el Museo Casa Histórica de la capital tucumana donde se firmó el acta independentista de 1816.

Durante su discurso, el Presidente aseguró que "no hay marcha atrás" cuando el pueblo "está decidido a ir en una dirección", por lo que "más que nunca" es necesario "trabajar más allá" de las discrepancias para encarar los problemas "de frente y sin miedo".

Macri dijo que "ninguna transformación de raíz es fácil". El mandatario destacó las figuras de Manuel Belgrano y José de San Martín porque supieron "plantear las cosas con una mirada superadora del barro de la política".

"Independencia y libertad era para siempre. No hay marcha atrás cuando se deciden valores innegociables, no hay vuelta atrás cuando el pueblo está decidido a ir en una dirección", dijo.

En Tucumán Macri consideró que "no había superhéroes en 1816", como "tampoco los hay hoy", sino que se trata de "personas de carne y hueso, ciudadanos comprometidos".

"Queridos argentinos, depende de nosotros", agregó el jefe del Estado, que llamó a ver "más allá del propio interés y aportar al futuro" del país.

Agenda

El ministro del Interior, Obras Públicas y Vivienda, Rogelio Frigerio, nexo en la relación con las provincias, y otros miembros del Gabinete, junto a funcionarios provinciales, se sumaron a la ceremonia.

Tras el viaje exprés, la agenda del jefe del Estado continuó en Buenos Aires donde asistió, en la Catedral, a una misa por la patria que ofició el arzobispo porteño y primado de la Argentina, monseñor Mario Poli.

Luego, en su carácter de comandante en jefe de las Fuerzas Armadas, Macri presenció el desfile militar que se realizó en el barrio porteño de Palermo, con la participación de más de 3500 efectivos, bandas de música y aviones piloteados por miembros de la Fuerza Aérea.

La decisión de adelantar el homenaje a los próceres de 1816 para cumplir con la agenda del Presidente obligó a modificar los horarios habituales de los actos por el Día de la Independencia en Tucumán.

De este modo, el tradicional izamiento de la bandera nacional en la Plaza Independencia se realizó una hora antes, a las 8.

Informe: LN y Agensur.info

0 comentarios :

Publicar un comentario