martes, 19 de febrero de 2013

BICENTENARIO VIOLENTO: REPRIMEN A MANIFESTANTES QUE PROTESTABAN CONTRA EL ‘IMPUESTAZO’

Policías de civil golpean y arrojan al suelo uno de los manifestantes
durante la represión a vecinos salteños. (Foto: Agensur.info)
Salta Una brutal represión policial contra vecinos que protestaban contra el ‘impuestazo’ fue el marco con que el gobierno de Juan Manuel Urtubey inició los festejos del Bicentenario de la Batalla de Salta. Fiel a su estilo, el mandatario ordenó la represión que estuvo a cargo del propio jefe de la Policía, Marcelo Lami, justificando esa violencia en la necesidad “de que la otra gente pueda disfrutar el espectáculo”. Cuatro personas heridas y detenidas, entre ellas un periodista. Video de la represión.

Mientras el gobernador de Salta, Juan Manuel Urtubey y sus visitantes disfrutaban en la Legislatura Provincial de un ‘catering’ de carne de llama con albahaca, con un costo para el erario público de más de $140.000, en una de las esquinas de la plaza Güemes, frente al Palacio de las Leyes, vecinos que protestaban contra el ‘impuestazo’ del intendente Miguel Isa (que disfrutaba, también de la carne de llama) fueron salvajemente reprimidos por la Policía local, dejando como saldo cuatro personas heridas y detenidas, entre ellas, el movilero de una radio local

Según lo que apenas alcanzó a decir el jefe de Policía, Marcelo Lami, “ya estuvieron manifestándose toda la tarde, ahora tiene que retirarse porque la gente tiene derecho a escuchar el espectáculo”. Fue el propio Lami quien encabezó la represión que comenzó cerca de las 22:00, cuando la Orquesta Sinfónica ya había subido al escenario ubicado en la calle Mitre, cerca de Rivadavia.

En principio, centenares de vecinos efectuaban el clásico ‘cacerolazo’ en la esquina de Leguizamón y Mitre, sin intentar acercarse al escenario donde ya ensayaba el Ballet de la Provincia. La protesta sólo se limitó a esa esquina de la plaza Güemes.

A la hora establecida para el inicio del espectáculo, el jefe policial dio la orden de que los manifestantes fueran desalojados por lo que empezó el avance de los efectivos policiales con una operación de rodeo por parte de la Guardia de Infantería. Los policías comenzaron a dar golpes de puño y patadas contra los vecinos hasta llevarlos hacia la calle Leguizamón, frente a un bar de la zona.

Allí, el periodista de FM La Cigarra, Santiago Kalinsky, fue encerrado por un grupo de policías de civil quienes lo tiraron al suelo y comenzaron a patearlo y golpearlo reiteradamente, para luego trasladarlo ensangrentado hacia el lado de la Legislatura desde donde fue derivado al Hospital San Bernardo. Otras tres personas también fueron golpeadas en circunstancias similares y llevadas a la Alcaidía de la Ciudad Judicial.

Dos policías de civil portaban pistolas calibre 9 mm en sus cinturones, las que cayeron al pavimento en medio de los empujones contra los manifestantes por lo que éstos, al notar la caída de las armas, las patearon y corrieron a los policías al grito de “asesinos, asesinos”.

En el escenario, entre tanto, la Orquesta Sinfónica ya había comenzado su concierto, con los acordes del Himno Nacional Argentino, mientras el jefe policial y sus huestes seguían golpeando a los manifestantes.

Al cierre de esta edición, los detenidos permanecían en la Alcaidía de la Ciudad Judicial mientras en las redes sociales, los colegas del periodista Kalinsky comenzaban a expresar su solidaridad contra la brutalidad policial.

Informe: Agensur.info

Video que muestra el cacerolazo y el comienzo de la represión policial contra los vecinos.

0 comentarios :

Publicar un comentario