viernes, 20 de julio de 2018

Aborto / “Hay una opinión intermedia”

La senadora Laura Rodríguez Machado presentó un proyecto alternativo para la interrupción voluntaria del embarazo.

Laura Rodríguez Machado
Nacionales - La senadora nacional Laura Rodríguez Machado (Pro) se refirió al proyecto de ley alternativo sobre despenalización y legalización del aborto, que firmará en comisiones el próximo 1 de agosto junto a sus pares de Córdoba Ernesto Martínez (Pro) y Carlos Caserio (Unión por Córdoba).

“Esperamos que se sumen más senadores y podamos encontrar esa síntesis que no haga siempre al país del sí o del no”, expresó este viernes en diálogo con radio Mitre.

La legisladora agregó, en este sentido, que lo que buscan es “mostrar que puede haber una opinión intermedia” y afirmó que hay varios colegas suyos que “no tienen esas dos posiciones tan terminantes”, en alusión al apoyo o rechazo total de la media sanción de Diputados.

Asimismo, dijo que “no” cree que “nadie a esta altura, aun los que se dicen indecisos, no sepa qué va a hacer” el día de la votación; y consideró que los llamados indecisos “son funcionales para el sí o para el no, y están tomando esa decisión como estrategia, o para que no los presionen”. Sobre esto último, la cordobesa sostuvo que los que están a favor de la despenalización “estamos recibiendo todo tipo de presiones personales, hasta nos dicen genocidas”, aunque “por el otro lado también hay presiones”.

Rodríguez Machado explicó que en el texto alternativo se establece la interrupción voluntaria del embarazo hasta la semana 12 y no hasta la 14 ya que “nos pareció más tolerable a la percepción argentina de no eliminar algo, digamos que ya es vida, en el sentido de que ya tiene una forma particular; y porque podemos encontrar muchas más adhesiones de aquellos que están en el medio”.

“Esto evidentemente va a tener un costo”, advirtió y señaló que “la salud pública cuando asume una responsabilidad no es gratis”. Si bien la senadora admitió que “en algunos casos es más caro atender a las mujeres con mala praxis, que la han sufrido en la clandestinidad”, enfatizó que en las provincias la administración nacional “no tiene casi hospitales”, los cuales algunos están “en zonas muy carenciadas” y van a tener que hacerse cargo de la aplicación de la ley. “La idea es que tenemos que compartir los esfuerzos presupuestarios”, subrayó.

En cuanto a la “objeción de conciencia institucional”, la cordobesa reconoció que “no existe” esa figura, pero expresó que “hay hospitales que son confesionales” y “lo tenemos que permitir en un país libre; porque somos libres para decir que sí, pero también seamos libres para decir que no”.

Consultada por las tensiones hacia el interior de Cambiemos que generó este debate, la vicepresidenta del bloque Pro minimizó que es algo que “ha pasado dentro de todos los partidos políticos” ya que “cada uno vota de acuerdo a su propia conciencia” y “no hay un solo partido que haya bajado línea”. Aunque advirtió sobre el “desafío”, una vez que pase el debate en el Congreso, para “volver a reunir filas y decir ‘bueno, respetemos como pensamos’ y volver a trabajar juntos”.

Informe: Parlamentario.com

0 comentarios :

Publicar un comentario